Castillo de Dénia

El castillo de Dénia es quizá lo más emblemático de la ciudad, lo que hace que su skyline sea inconfundible (bueno, eso y el Montgó).

No vamos a entrar en detalles históricos y demás porque para ello hay un par de bonitos museos en su interior que lo explican todo maravillosamente, y yo soy más de ciencias… Pero lo que sí diré es que tiene unas vistas espectaculares en 360º donde invertir el tiempo haciendo fotos de la ciudad, el Montgó, la playa del Raset, el puerto… Genial!

Importante el dato de que arriba del todo hay una especie de bar-xiringuito donde tomar algo a la sombra de los pinos (el castillo está lleno de ellos). Muy agradable y útil para recobrar fuerzas después de la subida. Si has subido en el trenet también puedes tomar algo, va…

Además, en verano hacen conciertos de todo tipo por la noche, los cuales son totalmente recomendables para los amantes de la música.

Es ideal para ir con niños, ya que dispone de amplias zonas verdes donde pueden jugar, correr, ver ardillas… (y cansarse, jejeje) Además en ocasiones hacen eventos especiales para ellos, así que muy bien.

Por último, su precio, unos 3 euros si no vives en Dénia (en ese caso es gratis 🙂 ) Desde mi punto de vista merece mucho la pena, aunque no seas un friki de la historia, sólo las vistas ya lo valen.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.